Este sitio web tiene ciertas restriucciones de navegación. Le recomendamos utilizar buscadores como: Edge, Chrome, Safari o Firefox.

Consigue un 10% de descuento en tu primer pedido. Recoge tu código aquí.

Así es como la crisis de suministros está afectando a Saigu

Seguro que te ha llegado la noticia por algún lado. Hace tiempo que los medios vienen hablando de la escasez de suministros, de problemas en el transporte de mercancías, de retrasos en la producción de varios productos, etc. Si no le has hecho mucho caso, es normal, nosotros tampoco hasta que nos empezó a afectar y hace unos días ya a nuestro compañero Gerard, uno de los fundadores de Saigu y responsable de la producción, se le saltaron las lágrimas a la hora de la comida contándonos lo mal que lo estaba pasando para conseguir que tengamos en stock todos los productos que nos hacen falta para este final de año.

Nos guste o no, se acercan fechas de muchas compras. Muchos que lo están pasando mal con la crisis del COVID se esperan a los descuentos del Black Friday para darse ese capricho que no se han podido permitir hasta ahora o para comprar los regalos de Navidad. Para nosotros, las marcas pequeñas y medianas, también es un momento muy importante porque nos jugamos mucho. La campaña de invierno sería algo así como nuestros exámenes finales donde se valora el esfuerzo que hemos hecho todo el año y lo que nos puede dar un impulso para subir nuestros valores un escalón más arriba.

Una cadena de retrasos inaudita

Total, que para hacer frente al aumento del volumen de ventas de estas fechas, nuestro equipo de producción y logística hace meses que hicieron los cálculos y mandaron los pedidos para que nadie se quedara sin su producto. Sin embargo, ha habido una cantidad totalmente anormal de retrasos tanto en ingredientes de productos, como en materias primas de envases o incluso en el cartón del packaging, que les ha llevado a la desesperación.

“Nunca había visto nada parecido!”, nos cuenta Gerard Prats, que lleva más de 7 años trabajando en la industria de la cosmética y tratando con proveedores nacionales e internacionales. “Alguna vez ha podido pasar que hay un mal año de lluvias en México y hay falta de Candelilla, una cera que se usa mucho en cosmética, pero esto de que tantos proveedores vayan retrasando o cancelando envíos es totalmente inaudito”, añade el director de operaciones de Saigu.

Una crisis global con impacto local

¿Y por qué a una marca supuestamente sostenible y local le está afectando una crisis de suministros internacional de materias primas mayoritariamente procedentes de Asia? Pues mira, sinceramente nosotros tampoco lo llegamos a entender del todo. Porque, por mucho que la madera del tapón de nuestra base de maquillaje proceda de España, las industrias en general están tan interconectadas y la mayoría se encuentran en continente asiático que, a lo mejor el acero que usen para las plantillas de los tapones sí venga de otro lado del mundo o dependa de otro proveedor que a su vez se está retrasando.

Es como una mancha de aceite que se va extendiendo y afectando a cada vez más sectores, o como el mismo virus del COVID que parecía que estaba lejos y nunca iba a llegar y de repente nos lo encontramos en la puerta de casa. Y por supuesto, somos conscientes de que no es el fin del mundo que alguien se quede sin nuestro iluminador, o que podrás seguir haciendo tu vida si se nos agota el colorete. Gerard también lo sabe y no era esa la razón por la que se le escaparon las lágrimas de la frustración mientras nos lo contaba.

La misión de Saigu

“Una de las razones por las que más me duele es por el equipo, todo el mundo ha trabajado tan duro que me sabría fatal que no encontráramos una solución a esto”, se nos sincera Gerard. Pero hay una razón todavía más grande. Siempre te hemos contado que la misión que nos hemos puesto en Saigu es ‘convencer’ a otras marcas de cosmética de que la sostenibilidad es viable en esta industria. Que se puede crear productos de altísima calidad, que compitan con los más top del mercado impactando lo mínimo en el medio ambiente y respetando los derechos de las personas, los animales y las plantas.

Esto es lo que nos motiva a todos a levantarnos por las mañanas y también la razón por la que buscamos llegar cada año a más personas y nos adherimos a campañas como la del Black Friday que, a priori, podría parecer que va en contra de nuestros valores. Siempre hemos pensado que solo podemos cambiar el mundo si conseguimos llegar a todo el mundo, no quedándonos en nuestra zona de confort vendiendo nuestros productos a familiares y amigos.

Consecuencias de la crisis

¿Qué puede pasar en los próximos meses en Saigu por culpa de esta crisis global de suministros? Pues a lo mejor que alguno de nuestros productos se agote y tarde en volver más tiempo del que nos gustaría, que tengamos que cambiar temporal o definitivamente algún envase o que nos toque reformular algún producto para sustituir algún ingrediente imposible de conseguir.

¿Y qué perspectivas hay de futuro? Pues no sabemos cuánto durará y tiene pinta de que la cosa irá a peor antes de ir a mejor. Lo que tenemos claro en Saigu es que vamos a seguir adelante, porque estamos tan convencidos de nuestra misión, que encontraremos soluciones creativas para sobrevivir a esta tormenta global y ser más fuertes cuando termine.

Y si a ti te resuenan nuestros valores, te pedimos que te unas a nosotros, que nos apoyes siendo paciente con estos posibles cambios, que hables de nosotros a tu entorno y familia pero también que nos uses como fuente de inspiración y lleves la lucha por un mundo mejor a tu propia vida. Gracias por formar parte de la comunidad Saigu.

7 comentarios

Lucia

Hola!
Hace poco se me termino mi base de maquillaje saigu y compre una nueva. Al recibir la nueva pensé que era una pena tirar a la basura el envase de la que se había gastado… Habeis pensado en un plan de envases retornables?
Saludos!

Ana Belén

Me ha gustado muchísimo que este post vaya realmente de explicar la crisis de abastecimiento y cómo os está afectando y no sea un post más de que compremos ahora porque luego se va a gastar. Gracias

1 2

Dejar un comentario

Ten en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de su publicación.