5 marcas sostenibles y ecológicas para dar el paso a la vida sostenible

¿Nos preocupamos por el origen de los zapatos que visten nuestros pies, los pendientes que cuelgan de nuestro lóbulo o la mesa en la que comemos cada día? Un reciente estudio de la Oficina de Consumidores y Usuarios (OCU) mostró que el 42% de los encuestados prestaba atención al proceso de producción de sus prendas y un 25% optaba si era posible por marcas sostenibles. Todavía no son porcentajes muy abultados, pero reflejan un cambio de tendencia que poco a poco lucha por abrirse paso en el imperio de las grandes cadenas. La conciencia sostenible hace que el usuario se plantee qué hay detrás del ‘made in Bangladesh’. Estas son cinco marcas que se han hecho un hueco en el camino del comercio con justicia social y ecológica.

Un armario lleno de sacos de café

En 2015 la diseñadora Sylvia Calvo pudo hacer realidad su sueño: crear su propia firma de moda. Lo sorprendente de su proceso de producción es que la materia prima son materiales reutilizados, en su mayoría sacos de café. Como lo oyes, ese chaleco tan bonito color camel sirvió en su vida anterior para transportar granos de café. “Si podemos ver la belleza en el material de deshecho, podremos crear cosas nuevas con los recursos que hay a nuestro alrededor”, afirma Calvo. Los sacos están hechos con una fibra natural llamada yute que no usa fertilizantes ni pesticidas y se combina con algodón orgánico y otros materiales reciclados. Tiene prendas de hombre y mujer y complementos. Los precios van de los 70 de un top a los 350 de un chaquetón. Una bonita forma de dar un nuevo sentido al trabajo de las comunidades de América Latina que trabajan tan duro para llenar esos sacos.

Una casa llena de 'Paletos'

No, no estamos insultando a nadie. Los palets son la materia prima de esta empresa que reutiliza estos elementos para dar forma a todo tipo de muebles. Estos artesanos de Barcelona crean piezas únicas por encargo. Solo hay que ponerse en contacto con ellos y tras una primera consulta en la que el cliente explica lo que quiere, ellos evalúan el material del que disponen y pueden tener el mueble listo en unas semanas. Adaptan su diseño al espacio y a las necesidades de cada pedido, por eso el catálogo de su web es solo una muestra de lo que han hecho hasta ahora, porque cada pieza es irrepetible. Cajoneras, mesas, marcos, maceteros, cabeceras de cama… Otra de sus características: respetan al máximo la madera para que el resultado final muestre la procedencia del palet.

 

Zapatos paso a paso

Detrás de la firma Slowers se encuentran la humana María y el perro Ringo. Así se presentan en igualdad de condiciones ante sus clientes. Esta marca de zapatos no utiliza en su proceso de producción ningún material de origen animal y el centro de producción se encuentra en España. Slowers fabrica a mano colecciones muy limitadas que hacen que sus compradores tengan una pieza casi única. Tienen calzado de mujer y de hombre y también accesorios, como bufandas. Los precios oscilan en torno a los 50 euros.

Regalos que vienen de África

Fue en un largo viaje sola por Asia y Oceanía cuando a Ana Marco, emprendedora valenciana, se le ocurrió el modo de crear un negocio con los valores éticos que ella defendía. Así nació la tienda online Miss Viajera, que ofrece todo tipo de regalos, especialmente bolsos, que cuentan con el sello de comercio justo. Por ejemplo, los bolsos se realizan en una fábrica en India que tiene todos los requisitos que certifican las condiciones dignas de sus empleados. Además, muchos de los beneficios de la venta de sus productos se destinan a programas de empoderamiento de mujeres en el norte de Tanzania.

Piedras preciosas y sostenibles

La minería ilegal esquilma los recursos naturales y es una fuente de explotación laboral constante. Una investigación realizada en 2018 desveló que en diez países de Latinoamérica hay 2312 explotaciones ilegales y 245 áreas en las que se han talado bosques y han contaminado ríos con mercurio. Otra, calculó que solo en Sudáfrica trabajan 30.000 mineros de forma irregular, de los que el 75% son inmigrantes sin papeles. En este contexto nació Nehcaa Jewlery, una firma que cuenta con un sello que certifica que sus materiales han sido obtenidos de un modo legal y responsable. Sus anillos, colgantes, pulseras y broches (tanto para hombre como para mujer), se realizan de forma artesanal en un taller de Estepona.

Dejar un comentario